El pasado domingo 28 de mayo, varios niños se divertían en inflables, Un castillo, un tobogan y una cancha de fútbol, colocados en un jardín durante una fiesta en San Luis Potosí, cuando una ráfaga de viento provocó que los juegos salieran volando.

Por lo repentino del suceso, los pequeños no tuvieron tiempo de bajar y al menos 13 resultaron heridos; sin embargo el tobogan se elevó tanto que salió del inmueble por encima de la barda, provocando que una menor, identificada como Fátima Palomares, de 7 años de edad, cayera de cabeza contra la acera.

La menor sufrió heridas graves y se encuentra hospitalizada, donde la reportan en estado delicado por edema cerebral.

Sus padres han pedido apoyo a través de redes sociales para solventar los gastos médicos.

Líder/Medios

Compártelo en:

¿Ya nos sigues en las redes sociales? Estas son nuestras publicaciones más recientes 👇🏾

Da click en la imagen para ver la publicación.

Entradas recomendadas